Salud bucodental

Fecha actualización: 07/09/2007

Los dientes son parte importante y esencial del organismo, forman parte del aparato digestivo e intervienen en la masticación del alimento, que es la primera parte del proceso de digestión. Las causas más frecuentes de enfermedades bucales son la caries dental y la periodontitis (inflamación de las encías que rodean a dientes).

¿Cuál es la causa de las enfermedades dentales?

La causa, tanto de la caries como de la periodontitis es la placa dental: está formada por bacterias dañinas que se encuentran el la boca y si su crecimiento no se controla con el cepillado de la boca, se multiplican y se adhieren a los dientes, formado entonces la placa dental. Las bacterias se alimentan de los restos de comida, especialmente los azúcares, y producen un ácido que daña el esmalte dental, provocando la entrada de bacterias al diente y causando las caries. Las caries son más frecuentes en los dientes posteriores ya que su superficie es rugosa y desigual y los restos de comida tiendes a acumularse ahí y es más difícil limpiarlos con el cepillo.
Las encías rojas, hinchadas o sangrantes pueden ser las primeras señales de una enfermedad de las encías. Los tejidos que mantienen a los dientes en su lugar se destruyen y en ocasiones se pierden los dientes, por eso es conveniente acudir al dentista.

¿Cómo puedo cuidar mis dientes?

  • Hacer una revisión periódica al dentista
  • Cepillar los dientes, por lo menos dos veces al día, con una pasta que tenga fluor. La mejor técnica para cepillarse bien los dientes es hacerlo con pequeños movimientos circulares pasando el cepillo por todas las caras del diente.
  • Hay que tener mucho cuidado en la zona donde el diente se junta con la encia, ya que es el lugar donde habitualmente se deposita la placa bacteriana
  • El flúor se concentra de forma natural básicamente en las verduras, frutas y ciertas aguas de bebida, y hace que los dientes más resistentes a las caries. Como norma, excepto para los menores de 4 años, debemos utilizar un dentífrico que contenga flúor, pero también pueden usarse soluciones fluoradas excepto con los menores de 6 años.
  • Cepillar también la lengua. La placa bacteriana puede causar mal aliento y resulta un medio ideal para que crezcan las bacterias.
  • Usar hilo dental, es conveniente para quitar restos de alimentos que se han quedado entre los dientes y en el borde de la encía. Hay que cortar un palmo y enrollarlo entre los dedos medios de cada mano, dejando un trozo suficiente para pasarlo entre los dientes
  • Mantener una dieta variada y equilibrada. Reducir el consumo de dulces, sobretodo entre comidas, y si se toman de postre, no olvide cepillarse después los dientes. Entre horas tomar preferentemente fruta (manzanas), leche o derivados.
  • Masticar despacio los alimentos.
  • Masticar alimentos que, de por sí, son limpiadores naturales de los dientes como las manzanas, zanahorias y otros vegetales crudos.
  • No acostumbrar a los niños a dormirse con un biberón de leche, el azúcar que contiene puede provocar caries dental.
  • Evitar añadir, innecesariamente, azúcar o miel al biberón o al chupete del niño.
  • Los bebes tienden a chuparse el dedo, y los padres suelen darles el chupete. La alineación de los dientes puede verse afectada si se usa el chupete por un tiempo prolongado y es posible que necesite ortodoncia cuando sea mayor. Por tanto es aconsejable la retirada del chupete antes de los 3 años.
  • A los bebés que no tienen dientes, se les deben limpiar las encías con una gasa después de cada toma. Cuando comiencen a echar los dientes, se pueden limpiar con un bastoncito o con un cepillo de cerdas suaves. No se deben emplear pasta con flúor hasta que el niño aprenda a no tragársela.
  • Las revisiones al dentista pueden empezar cuando aparece el primer diente, es decir a los 6 meses. Las piezas dentarias que están cariadas deben de tratarse para evitar infecciones y tener muy en cuenta que los dientes de leche guían el crecimiento de los dientes permanentes.
  • Si aparecen alteraciones en la alineación de los dientes, acuda a un dentista.
  • Evitar morderse el interior de labios y mejillas. Las heridas dentro de la boca pueden infectarse fácilmente, son las llamadas aftas. Si estas aftas no se curan tras 14 días, son muy dolorosas o vuelven a aparecer, acuda a su médico.
  • No fume.
  • Si utiliza prótesis dentales sea escrupuloso en su limpieza.
Documento avalado por:
Clínica Universitaria. Universidad de Navarra

Información relacionada

Evitar el estrés

El estrés es la respuesta del cuerpo a condiciones externas que perturban el equilibrio emocional de la persona. Podemos entenderlo como una sobrecarga para el individuo, que depende tanto de las demandas de la situación  como de los recursos con los que cuenta el individuo para afrontar dicha situación.

Posición lateral de seguridad

La posición lateral de seguridad o de recuperación se usa en caso de que el paciente se halle inconsciente con presencia de respiración y pulso.

Reanimación cardiopulmonar

La reanimación cardiopulmonar es el conjunto de maniobras que se realizan para asegurar el aporte de sangre oxigenada al cerebro. Es fundamental que se realice de una manera rápida, exacta y eficaz.

Cuidados después de cirugía de la mama y de la axila

El cáncer de mama es el tumor más frecuente en la mujer.

Consejos para aliviar el reflujo gastroesofágico

El reflujo gastroesofágico describe el paso de contenido desde el estómago al esófago.

Consejos para un paciente crónico encamado

Son zonas que hay que cuidar y vigilar, ya que ante casos de inmovilidad pueden aparecer úlceras por decúbito, si la presión en esas zonas es prolongada.

Trastornos más frecuentes de la alimentación en la edad escolar

En esta etapa los trastornos que con mas frecuencia podemos observar en la alimentación del niño son el aumento de apetito que se observa en ocasiones en algunos escolares y que si no se controla la ingesta sobretodo en lo que se refiere a la calidad de los alimentos puede ser el origen de una obesidad.

Nutrición y lactancia

Se entiende por lactancia el primer periodo de la vida que comprende varios meses durante los cuales el recién nacido se alimenta única y exclusivamente de la leche materna.

Nutrición y embarazo

En la mujer embarazada y en el período de lactancia existe un cambio en los requerimientos de energía, proteínas, vitaminas y minerales, orientadas al desarrollo fetal óptimo y a la posterior producción de entre 500-700 cm3 leche/día de alto valor energético y de micronutrientes.

Nutrición en la infancia

Las necesidades de la población infantil están condicionadas por la etapa de crecimiento, el desarrollo de los huesos, dientes, músculos, etc. Las necesidades energético-proteicas son elevadas, más elevadas que los adultos.

Pfizer: Trabajando juntos por un mundo más sano
La información médica ofrecida en esta web se ofrece solamente con carácter formativo y educativo, y no pretende sustituir las opiniones, consejos y recomendaciones de un profesional sanitario. Las decisiones relativas a la salud deben ser tomadas por un profesional sanitario, considerando las características únicas del paciente. Todos los contenidos aquí publicados han sido revisados por procedimiento establecido en Pfizer que incluye revisión médica, de calidad y legal si procede. La información facilitada en este sitio tiene fines publicitarios (para profesionales de la salud) así como fines informativos y educativos sobre innovación y desarrollo en el cuidado de la salud.

Los datos personales de los profesionales sanitarios con los que realicemos transferencias de valor a su favor a partir del día 1 de enero de 2017 aparecerán publicados en nuestra página web a partir del mes de junio del año 2018.

Este sitio web utiliza Google Analytics para analizar las visitas al sitio web y así mejorar sus contenidos. Para más información sobre la política de privacidad de Google Analytics, visite el siguiente enlace: https://www.google.com/analytics/learn/privacy.html

Avda. Europa, 20-B. Parque Empresarial La Moraleja. 28108 Alcobendas. Madrid. España. Tel. +34 91 490 99 00
Pfizer, S.L.U. Inscrita en R.M. de Madrid al T. 5924 de la sección 8ª del Libro de Sociedades O, Folio 103, Hoja M-96901. N.I.F. B-28/089225
Pfizer GEP, S.L.U. Inscrita en R.M. de Madrid al, T. 20-485 del Libro de Sociedades, Folio 109, Hoja M-362.501, inscripción1ª N.I.F. B-84118694