Evitar el estrés

Fecha actualización: 08/05/2008
Cristina Sánchez Ceballos.
Psicóloga

¿Qué es el estrés?

El estrés es la respuesta del cuerpo a condiciones externas que perturban el equilibrio emocional de la persona. Podemos entenderlo como una sobrecarga para el individuo, que depende tanto de las demandas de la situación como de los recursos con los que cuenta el individuo para afrontar dicha situación.

El estrés no se puede considerar en principio como una enfermedad sino como la respuesta, tanto física como mental, a las adaptaciones y ajustes del ser humano a los diversos acontecimientos vitales.

Cualquier suceso que genere una respuesta emocional, puede causar estrés; esto incluye tanto situaciones positivas (el nacimiento de un hijo) como negativas (pérdida de empleo). El estrés es siempre una respuesta de carácter fisiológico; ante un agente estresor, externo o interno, se produce una segregación de hormonas que producirán cambios a distancia en diversas partes del organismo.

Este fenómeno es un particular mecanismo de defensa que puede transformarse en un medio de autodestrucción, si permitimos que nos sobrepase y no lo manejamos de forma eficaz.

¿Por qué nos estresamos?

Se tiende a creer que el estrés es consecuencia de situaciones externas a nosotros, pero en realidad se trata de un proceso en el que interaccionan las circunstancias del entorno y nuestras respuestas cognitivas, emocionales y físicas. Es decir, que suele ser nuestra interpretación lo que potencia una reacción negativa de estrés, más que la situación a la que nos enfrentamos.

Podemos dividir en clases las causas del estrés:

  1. Fisiológicas: en ocasiones las enfermedades del cuerpo aumentan la tensión interior de la persona produciendo una reacción negativa en el campo emocional.
  2. Psicológicas: crisis vitales por acontecimientos importantes, relaciones personales conflictivas, condiciones laborales frustrantes, etc.
  3. Sociales: cambios sociales inevitables que suponen nuevas metas a alcanzar.

Sin embargo, esto sólo nos proporcionará una idea aproximada, ya que es la combinación de agentes de diversa procedencia lo que acaba provocando respuestas excesivas. Cualquier clasificación es incompleta ya que todas las posibles causas interactúan entre sí produciendo otra combinación causal que también deberíamos incluir y así hasta el infinito.

¿Cómo se manifiesta el estrés?

El estrés se puede manifestar a través de:

  • Emociones/Pensamientos: ansiedad, carácter irritable, inestabilidad del ánimo, dificultad para concentrarse, excesiva autocrítica, olvidos.
  • Conductas: reacciones impulsivas, trato brusco a los demás, aumento del consumo de tabaco o alcohol, aumento o disminución del apetito.
  • Síntomas físicos: manos frías o sudorosas, molestias de espalda o cuello, alteraciones del sueño, dolor de cabeza, fatiga, problemas digestivos.

¿Cómo podemos prevenir el estrés?

No podemos vivir sin estrés, pero afortunadamente hay medios de poder hacerle frente y vivir con mayor serenidad. Estas estrategias pueden ayudarte:

  1. Incorpora alguna práctica relajante. Busca actividades para renovarte física y psicológicamente: descanso, actividades de ocio, técnicas de relajación, actividades físicas como andar o nadar.
  2. Cuida tu alimentación. Mantén una dieta saludable y evita el abuso de cafeína y alcohol.
  3. Distingue entre lo que ‘puedes hacer’ y lo que ‘no puedes hacer’; todos tenemos límites.
  4. Prioriza tus actividades para poder gestionar tu tiempo de forma más eficaz.
  5. Aprende a contar lo que te pasa.
  6. Date permiso para decir ‘no’ y para sentir lo que sientes.
  7. Proponte metas realistas y realizables.
  8. Procura un equilibrio entre las obligaciones y los placeres.
  9. Refuérzate cuando consigas alcanzar un objetivo.
  10. Si quieres realizar cambios, es mejor empezar por aquellos que sean más pequeños. Recuerda que es más fácil añadir nuevas conductas que eliminar antiguas.
  11. Descubre y expresa tus sentimientos: expresa lo que sientes sin hacer daño a los demás.

Tratamiento

Si los síntomas de estrés persisten durante varias semanas, es posible que necesites una evaluación médica y psicoterapia de apoyo para aprender nuevas técnicas que te permitan dominar la situación.

Información relacionada

Posición lateral de seguridad

La posición lateral de seguridad o de recuperación se usa en caso de que el paciente se halle inconsciente con presencia de respiración y pulso.

Reanimación cardiopulmonar

La reanimación cardiopulmonar es el conjunto de maniobras que se realizan para asegurar el aporte de sangre oxigenada al cerebro. Es fundamental que se realice de una manera rápida, exacta y eficaz.

Cuidados después de cirugía de la mama y de la axila

El cáncer de mama es el tumor más frecuente en la mujer.

Consejos para aliviar el reflujo gastroesofágico

El reflujo gastroesofágico describe el paso de contenido desde el estómago al esófago.

Consejos para un paciente crónico encamado

Son zonas que hay que cuidar y vigilar, ya que ante casos de inmovilidad pueden aparecer úlceras por decúbito, si la presión en esas zonas es prolongada.

Trastornos más frecuentes de la alimentación en la edad escolar

En esta etapa los trastornos que con mas frecuencia podemos observar en la alimentación del niño son el aumento de apetito que se observa en ocasiones en algunos escolares y que si no se controla la ingesta sobretodo en lo que se refiere a la calidad de los alimentos puede ser el origen de una obesidad.

Nutrición y lactancia

Se entiende por lactancia el primer periodo de la vida que comprende varios meses durante los cuales el recién nacido se alimenta única y exclusivamente de la leche materna.

Nutrición y embarazo

En la mujer embarazada y en el período de lactancia existe un cambio en los requerimientos de energía, proteínas, vitaminas y minerales, orientadas al desarrollo fetal óptimo y a la posterior producción de entre 500-700 cm3 leche/día de alto valor energético y de micronutrientes.

Nutrición en la infancia

Las necesidades de la población infantil están condicionadas por la etapa de crecimiento, el desarrollo de los huesos, dientes, músculos, etc. Las necesidades energético-proteicas son elevadas, más elevadas que los adultos.

Nutrición en la edad escolar

El periodo escolar comienza a los 6 años, momento en el que el niño inicia la escuela, y termina con la aparición de los caracteres sexuales secundarios (comienzo de la pubertad), generalmente hacia los 12 años, aunque este momento puede variar, por alargarse en algunos niños la etapa prepuberal y por las diferencias que existen entre los niños y niñas en cuanto al inicio de la pubertad.

Pfizer: Trabajando juntos por un mundo más sano
La información médica ofrecida en esta web se ofrece solamente con carácter formativo y educativo, y no pretende sustituir las opiniones, consejos y recomendaciones de un profesional sanitario. Las decisiones relativas a la salud deben ser tomadas por un profesional sanitario, considerando las características únicas del paciente. Todos los contenidos aquí publicados han sido revisados por procedimiento establecido en Pfizer que incluye revisión médica, de calidad y legal si procede. La información facilitada en este sitio tiene fines publicitarios (para profesionales de la salud) así como fines informativos y educativos sobre innovación y desarrollo en el cuidado de la salud.

Los datos personales de los profesionales sanitarios con los que realicemos transferencias de valor a su favor a partir del día 1 de enero de 2017 aparecerán publicados en nuestra página web a partir del mes de junio del año 2018.

Este sitio web utiliza Google Analytics para analizar las visitas al sitio web y así mejorar sus contenidos. Para más información sobre la política de privacidad de Google Analytics, visite el siguiente enlace: https://www.google.com/analytics/learn/privacy.html

Avda. Europa, 20-B. Parque Empresarial La Moraleja. 28108 Alcobendas. Madrid. España. Tel. +34 91 490 99 00
Pfizer, S.L.U. Inscrita en R.M. de Madrid al T. 5924 de la sección 8ª del Libro de Sociedades O, Folio 103, Hoja M-96901. N.I.F. B-28/089225
Pfizer GEP, S.L.U. Inscrita en R.M. de Madrid al, T. 20-485 del Libro de Sociedades, Folio 109, Hoja M-362.501, inscripción1ª N.I.F. B-84118694